San Pedro de Atacama

Norte y Desierto de Atacama

El entorno geográfico de San Pedro de Atacama parece ser pintado a mano. La hermosura de sus paisajes se respira desde el amanecer, se siente al mediodía y se observa en sus estrellas al anochecer.

Clima actual en San Pedro de Atacama

14.3ºC | Despejado

A 102 km de Calama, la ciudad más cercana, San Pedro de Atacama es tierra principalmente de etnias indígenas, hoy dedicadas a la agricultura y el turismo. En la antigua plaza, su iglesia, que data de 1774, va revelando las costumbres de sus habitantes: esqueleto de madera de cactus, adobe y vigas de algarrobo amarradas con cuero.

Muy cerca está el Museo Arqueológico R. P. Gustavo Le Paige, donde te impresionarás con las momias y objetos cotidianos que revelan la riqueza de las culturas de la zona.

El pueblo está lleno de puestos de artesanía, donde podrás comprar tejidos, joyas o hierbas, como hojas de coca, cuya infusión te puede salvar de la puna (o “mal de altura”) si piensas subir hasta los Géiseres del Tatio. A 4.300 metros sobre el nivel del mar, no te pierdas una visita de madrugada a este campo geotérmico, una de las maravillas naturales con más visitas al año. En el mismo camino de regreso, te vendrá bien descansar en las aguas a 30°C de las termas de Puritama. Una delicia.

Saliendo de San Pedro hacia el sureste, siguen los espectáculos: el pueblo de Toconao, el Salar de Atacama y la Laguna Chaxa, hogar de flamencos y otras aves altiplánicas.

Hay lugares que es mejor recorrer al atardecer, como el Valle de la Luna o el Valle de la Muerte. Sólo en ese momento ofrecen bellas sombras y cambiantes colores, ideales para la fotografía. Desde San Pedro, se puede llegar en bicicleta.

Todos estos sitios conforman parte de la Reserva Nacional Los Flamencos que, en sus casi 74 mil hectáreas, divide en siete sectores los diferentes escenarios naturales.

¡Conoce la experiencia de nuestros visitantes en Chile, a través de este video!


Géiseres del Tatio

Muy temprano se despiertan los cráteres de El Tatio, campo geotérmico que atrae a cientos de visitas todo el año, a pesar de ubicarse a 4.200 metros de altitud.

La mejor hora de las fumarolas es entre las 6:00 y las 7:00 de la mañana. Por eso, ya sea que viajes por cuenta propia o en un tour, la regla es salir de San Pedro de Atacama cerca de las 5:00. Pero la maravilla del paisaje no termina ahí; mientras amanece, salen las vicuñas, vizcachas, ñandúes y otras aves que se mueven entre las llaretas, cactus gigantes y paja brava.


Pukará de Quitor

Construido alrededor del año 1100 AC en lo alto de las colinas escarpadas cerca de San Pedro de Atacama, el Pukará de Quitor era una formidable fortaleza, diseñada con una ventaja estratégica militar que protegió a su pueblo durante siglos. Fue declarado Monumento Nacional de Chile en 1982, se encuentra localizado aproximadamente a 3 km de la ciudad de San Pedro de Atacama.


Toconao

Este es un pueblo colonial enteramente construido con piedras liparitas de origen volcánico. Está ubicado a 2.475 metros de altitud, es un oasis donde se cultivan todo tipo de frutas.

Frente a su plaza, se ubica la Iglesia y Campanario de San Lucas, declarados Monumentos Nacionales.


Termas de Puritama

Fluyendo desde las napas subterráneas del Desierto de Atacama, las aguas termales de Puritama son tibias y revitalizantes y muy recomendadas para combatir el estrés y aliviar enfermedades reumáticas. Están ubicadas 30 km al norte de San Pedro de Atacama y muy cercanas al Valle de la Luna, en ellas hay pozones termales en medio de un cañón montañoso con aguas que afloran de la tierra a entre 25ºC y 33ºC. Posee instalaciones básicas con camarines, baños y pasarelas de madera


Reserva Nacional Los Flamencos

Dada su enorme extensión, la mejor forma de entender los distintos escenarios de esta reserva fue dividiéndolos en siete sectores, cada uno con características particulares, división que te servirá de guía y facilitará el trazado de tu ruta. Esas siete áreas son:


Salar de Tara

Ubicado a cinco horas de viaje y, a más de cuatro mil metros de altura, en la Puna de Atacama. Se pasa por enormes columnas de origen volcánico, escarpes de erupción, al pie de volcanes y junto a una laguna con flamencos y vicuñas. Incluye también la laguna de Tara, el río Zapaleri, el salar de Aguas Calientes y la laguna Negra.


Lagunas Miscanti y Miñiques

Están a 4.300 metros de altitud. Rodeadas por llaretas y paja brava, estos hermosos espejos de agua atraen gran número de flamencos chilenos, taguas cornudas, parinas, y guallatas, entre otras aves. Otras lagunas altiplánicas destacables son la Laguna Verde, a 4.325 m.s.n.m., y la Laguna Sejar.


Valle de la Luna

Interesante área de formaciones de piedra y arena con colores y formas muy similares a las de la superficie lunar. Los atardeceres aquí son una explosión de colores, mientras que en noches de luna llena, el valle presenta un indescriptible aspecto, pleno de majestuosidad y silencio, fríamente hermoso e imponente. Aquí no existe vida ni humedad, por lo que es el lugar más inhóspito del planeta.


Salar de Atacama, sector Soncor

Su paisaje se caracteriza por tener crestas de sal, con aves que sobreviven alimentándose de pequeños crustáceos y algas. Es un importante centro de nidificación del flamenco andino. Este salar es el depósito salino más grande de Chile. Su cubierta es blanca y rugosa, manchada por el polvillo del desierto. Ocupa una extensión de 100 kilómetros de largo por 80 de ancho.


Salar de Atacama, sector Quelana

Se caracteriza por su extensa costra salina, fauna, barros salinos y fango. Incluye las lagunas de Aguas de Quelana.


Tambillo

Su gran mérito es que tiene el único bosque de los tamarugos en Atacama.


Salar de Pujsa

Es la zona de más difícil acceso dentro de la Reserva Nacional Los Flamencos, pues se tiene una depresión entre montañas y estructuras volcánicas. Tiene varias lagunas y la Quebrada Quepiaco.


Tours astronómicos

Previa reserva, se puede visitar el Observatorio Paranal los dos últimos fines de semana de cada mes, excepto durante diciembre. Las visitas son gratis; empiezan a las 14 horas y terminan a las 16:30 horas aproximadamente. Es imprescindible reservar con anticipación, pues los cupos son limitados y se agotan varios meses antes. No se permiten menores de 5 años. Más sencillos son los tours que ofrece la agencia SPACE. Se realizan todas las noches, y están orientados a personas que deseen conocer más sobre el cielo de Atacama.


Visitas al Observatorio Alma

ALMA está abierto para quienes deseen conocer sus instalaciones ubicadas a 50 km de San Pedro de Atacama, cada sábado y domingo por la mañana solo los que se inscribieron previamente. Para esto se debe llenar un formulario en la página web del observatorio.
Sólo las personas previamente inscritas podrán visitar el Sitio de Apoyo a las Operaciones de ALMA, instalaciones donde trabaja el personal de ALMA y donde los visitantes podrán ver la sala de control, laboratorios y generalmente antenas en mantención y un transportador de antenas.

Por motivos de seguridad no están autorizadas las visitas al llano de Chajnantor (lugar donde se ubica el conjunto de 66 antenas), debido a su gran altitud, a 5.000 metros sobre el nivel del mar.

Para adquirir una entrada (gratuita) debe buscar la fecha que le acomode. De no haber cupos disponibles, se puede inscribir en la lista de espera.


Tours espeleológicos

Los indígenas son miembros activos en este tipo de turismo, en el cual se visitan y conocen las cavernas del Valle de la Luna.


Fotografías y observación de fauna

Si tu meta es obtener fotografías sorprendentes de la fauna, ten paciencia y espera sin moverte. A veces las vizcachas toleran que las retraten de cerca, pero resístete a darles de comer, pues son una especie protegida. Las llamas en general están más acostumbradas a la gente, pero no las hagas enojar porque algunas escupen.


Ropa adecuada

Por lo general, las temperaturas de San Pedro se elevan rápidamente antes del medio día, pasando los 20°C, mientras en las mañanas y las noches, sobre todo en invierno, llegan a 0°C. Por eso es recomendable llevar ropa de abrigo, especialmente para recorrer sectores elevados como los géisers del Tatio, donde también sopla un viento fuerte.


De paseo por los Géiser del Tatio

Aquí es muy importante poner atención a las indicaciones del guía y a las señales que indican los lugares donde es más seguro pisar. En el Tatio el suelo es una costra que recibe muchas presiones y no siempre es estable. Evita accidentes con quemaduras, ni a modo de broma trates de tocar el agua. No olvides llevar traje de baño ya que en sus inmediaciones hay pozones termales donde sumergirse.


“La Puna” en el Géiser El Tatio

Para evitar la puna, o “mal de altura”, debes beber unos dos litros de agua antes de llegar a los géiseres. Si no quieres hacerlo, en una de las ferias artesanales de San Pedro compra hojas de coca para hacer una infusión que puedes ir bebiendo durante el camino.


Entradas

Algunos de estos sectores están protegidos y administrados por la comunidad atacameña que cobra entradas a los visitantes para mantener la conservación de los sitios.


Lagunas y afluentes

Hay termas y lagunas donde podrás tomar relajantes baños, pero no en todas hay servicios, por lo que es bueno ir preparado. Puedes llevar el traje de baño puesto si no te gusta vestirse al descampado, tener agua a mano para quitarte la sal de la piel y ropa de abrigo en el caso de que tengas que enfrentar fuertes cambios de temperatura al salir del agua.

Ubicación