Valle de Colchagua

Santiago, Valparaíso y Valles Centrales

Gracias al surgimiento de las viñas y el enoturismo, esta tierra huasa y llena de tradiciones chilenas se ha poblado de restaurantes de alta gastronomía, hoteles boutique y actividades que lo harán disfrutar con gusto de esta tierra de placeres.

Clima actual en Santa Cruz

21.3ºC | Soleado

La zona del Valle de Colchagua, palabra que significa “lugar de pequeñas lagunas”, cuenta con ricas tradiciones y cultura muy interesantes de visitar. Históricamente fue parte del imperio inca y posteriormente pasó a ser el lugar escogido por las familias de la oligarquía de Chile para construir grandes mansiones, algunas de las cuales siguen en pie.

El de Colchagua es otro de los valles transversales de la zona central de Chile, cuyas tierras están bañadas por las aguas del río Tinguiririca y donde se ubican las ciudades de San Fernando y Santa Cruz, dos de las más importantes de la región, y algunas localidades de gran interés turístico, como Chimbarongo, Lolol o Pichilemu.

En tu visita a este valle un hito es la conocida Ruta del Vino Colchagua, que incluye trece bodegas productoras de vinos tintos y blancos, reconocidos internacionalmente por su excelente calidad, y tours para recorrer los viñedos y probar los vinos. Además encontrarás hoteles, restaurantes, tiendas de alimentos típicos, cabalgatas y El Tren del Vino.

Sin embargo, la cultura tradicional criolla cumple un rol turístico igual de relevante. Chimbarongo, por ejemplo, es un pequeño poblado que destaca por su artesanía en mimbre, la cual podrás observar incluso desde la carretera en pequeños puestos que se ubican al costado de ella. Lolol, por su parte, cuenta con el título de Zona típica o pintoresca, una de las categorías del Consejo de Monumento Nacionales, gracias a sus esfuerzos por mantener la hermosa arquitectura colonial de siglos pasados.

Y si quieres conocer uno de los mejores balnearios para practicar surf, no puedes dejar de visitar Pichilemu, situado en la costa de la región. A solo 40 km al este llegas a Santa Cruz, donde podrás visitar el Museo de Colchagua, que alberga algunas de las colecciones más importantes en cuanto al acervo cultural nacional, empapándote de un poco más de historia de esta atractiva zona y del país.

¡Conoce la experiencia de nuestros visitantes en Chile, a través de este video! 


Museo de Colchagua

Cuenta con una grandiosa museografía y colecciones que incluyen carruajes, joyas, vestimentas y ferrocarriles, carretas, vestimentas de guerra, cartas, objetos cotidianos y mucho más. Cada uno de sus objetos hace recordar la época colonial chilena.


Pueblos tradicionales

Bastan pequeños desvíos en la ruta para conocer pueblitos con casas coloniales y huasos a caballo, en donde se vive como si el tiempo se hubiese detenido hace años. Aquí los estragos del terremoto del 27 de febrero son evidentes, pero eso no impide ver maravillas como la estación de ferrocarriles de Placilla –declarada Monumento Nacional–, la floreada fachada de las casas de Población o las haciendas tradicionales de Marchigue . Un imperdible es el pueblo de Lolol, cuyo centro histórico ha sido declarado Zona Típica por sus calles adoquinadas rodeadas de casas de corredores continuos. Y si se necesita otra buena excusa, aquí se encuentra el Museo de Artesanía Chilena, que hace un recorrido por las diferentes culturas de Chile.


Lechería Los Maitenes

Ésta es una parada obligatoria para comprar sus maravillosas calugas, manjar casero, mermeladas exóticas y quesos frescos y maduros. Pero la gracia de este fundo es que aquí los niños, pueden conocer la lechería, ver los procesos de producción y jugar en la granja con los animales. Las actividades preferidas son ordeñar manualmente a las vacas, dar mamadera a los terneros y encontrar huevos de gallina entre las plantas. Si se avisa con anticipación, la dueña organiza desayunos o almuerzos campestres, con pan amasado, huevos de campo, jugos de frutas, asados y todas las delicias de su lechería.


Centro Astronómico Cerro Chamán

Todos sus visitantes se sorprenden con la potencia de los seis telescopios del observatorio de la Viña Santa Cruz. Aquí se puede observar el universo, guiados por expertos que enseñan a distinguir los cuerpos celestes de una forma didáctica, y disfrutar de la colección más grande de meteoritos y sideritos de Chile.


Santa Cruz

Tradición, vino y cultura definen esta ciudad ubicada en pleno Valle de Colchagua, a 191 km de Santiago. Fundada oficialmente el 22 de diciembre de 1891, la historia de Santa Cruz está estrechamente entrelazada con la del valle en el que se encuentra. Dichas tierras son regadas por las aguas del río Tinguiririca, que cruza el norte de la ciudad y finalmente desemboca en el embalse Rapel. Es gracias a este cauce que en Santa Cruz existe un gran desarrollo agrícola, basado en la producción de frutas, trigo y maíz. Además, es el lugar donde podrás probar uno de los mejores productos chilenos, el vino, principal motivo por el que esta ciudad se ha hecho famosa.


Cabalgatas Fundo El Arrayán

Este magnífico predio se encuentra a 18 kilómetros de Santa Cruz. Aquí el criador Francisco Rivera tiene 60 caballos de raza pura chilena, andaluz y árabe, con los que cabalga hasta la Punta del Viento, un cerro dentro de su propiedad que ofrece las mejores vistas del Valle de Colchagua y sus viñas. Arriba se hace una degustación de quesos y vinos y al regreso se recibe a los excursionistas con un suculento banquete criollo.


Ruta del vino

Esta es conocida por estar entre las diez mejores rutas del vino en el mundo. Algunos de los mejores Cabernet, Carmenere, Syrah y Malbec del país le deben su calidad a este clima templado costero y a las especiales condiciones del terreno.


Visita a la Viña Santa Cruz

Se encuentra camino al precioso pueblito de Lolol y tiene una oferta enoturística muy novedosa. Además del clásico tour en las bodegas donde se enseña el proceso productivo del vino, existen paseos en coche y bicicleta, cabalgatas y trekking. Pero lo más interesante es la visita a la aldea indígena ubicada en una colina con una excelente vista al valle y la viña. Hasta aquí se llega en teleférico para ver las reproducciones de una ruca mapuche, un tambo aymara, la puerta del sol de Tiwanaku, y un Ahu Rapa Nui, además del Observatorio Cerro Chamán donde se hacen tours astrológicos en las noches despejadas.


Visita a la Viña Viu Manet

El recorrido por el fundo se puede hacer en coches tradicionales que llevan a los visitantes por la viña, las bodegas y el centro de visitas en donde se conoce la historia de esta empresa familiar fundada en 1935. Aquí está el club ecuestre (donde se pueden tomar clases de equitación), el famoso restaurante “La Llavería” y el “Café de la Viña”, donde pasar una deliciosa tarde disfrutando de la repostería chilena y la mejor vista de la viña. También se hacen cursos de cata, degustaciones de vino y maridaje, paseos a caballo y la oportunidad de hacer su propio vino.


Visita a la Viña Montes

Se visita su nueva bodega en el valle de Apalta, donde se puede apreciar su sofisticada tecnología en vinificación; se recorren sus viñedos y se hacen degustaciones de una fina selección de vinos de Parcela 15, Millahue y Apalta.


Visita a la Viña Casa Lapostolle

Aquí se hacen visitas a su espectacular bodega, una magnífica obra de ingeniería que consta de un edificio de 6 pisos incrustado en una ladera en medio del Valle de Apalta y con un diseño sorprendente. Además se degustan sus premiados vinos.


Visita a la Viña Casa Silva

Además del clásico tour por su bodega y sus viñas, aquí se pueden ver demostraciones de polo y de rodeo, en el club ecuestre y la medialuna. También hacen clases de equitación y paseos en carros antiguos en el Fundo Angostura, para disfrutar de la belleza del Valle de Colchagua. Tiene un excelente restaurant en una antigua sala de barricas de su bodega, y que se especializa en comida internacional fusionada con sabores criollos.


Visita a la Viña MontGras

Ofrece actividades que vinculan al visitante con la viña como: “Haga su propio vino”, en la que se juega a ser enólogo por un día, ensamblando cepas y etiquetando su vino; `Mi cosecha`, en la que durante la vendimia los visitantes aprenden a cosechar y seleccionar uvas; `Degustación a ciegas`, en la que se pone a prueba los sentidos para reconocer las cepas de los vinos; y `Degustación con maridaje, en la que se enseña a combinar el vino con la comida.


Visita a la Viña Bisquertt

La visita a su delicioso restaurante Q Clay se puede combinar con un recorrido por esta hermosa viña, con sus bodegas y barricas antiguas. A pedido se hacen almuerzos y cenas, además de una degustación de sus vinos de guarda.


No Te olvides de pasar por Bordados Terracota

Artesanos locales son los autores de estos hermosos y coloridos bordados hechos a mano, en una iniciativa que busca recuperar esta antigua tradición.

Esta queda ubicada en Hacienda Lolol s/n km 27 (camino Santa Cruz a Lolol).


No Te olvides de pasar por Emporio Casa Valdés

Tiene una buena variedad de productos gourmet, como té e infusiones, helados artesanales, empanadas con quesos de Huentelauquén, sal natural de los salares de Cahuil, aceites de oliva, mermeladas caseras, etc. Queda ubicado en la Carretera del Vino km 31,5 Cunaco.


No Te olvides de pasar por Emporio Viña Viu Manet

Ofrece una cuidada selección de artesanía de Los Andes, cerámica, escultura, joyas y tejidos de lana de oveja, alpaca y vicuña, con la idea de ser un rescate de nuestra cultura e identidad. Ubicada en Hacienda San Carlos, carretera del Vino km 35, Cunaco.


Cuando ir…

Aunque es un panorama ideal durante todo el año, lo mejor es visitarlo entre los meses de octubre y abril, cuando el clima es más cálido y se puede disfrutar sin problemas al aire libre.

Los primeros días de marzo se realiza la Fiesta de la Vendimia en Santa Cruz, un evento imperdible que reúne a todas las viñas del valle en una fiesta llena de comida típica, folclore, actividades familiares y mucho vino.

Ubicación